El perro comunitario

Seguramente conoces alguno, de vista por lo menos, porque le das de comer o lo ves en la misma zona hace años, y te acostumbraste a que es parte del lugar. El perros comunitario, es parte de la irresponsabilidad de la gente, si, de nosotros. Con muchos supuestos que se pudieron dar juntos o por separado: ellos han tenido familia y los han abandonado cuando se pusieron grandes, no supieron educarlos, se enfermó y fue más fácil dejarlo en la calle, se mudaron y no podían llevarlo, se fueron de vacaciones o a ver a sus familias en otra provincia y no era opción llevarlo; y en el peor de los casos jamás conocieron un hogar porque nacieron en la calle y sobrevivieron hasta acá como pudieron.

WhatsApp Image 2020-05-14 at 12.40.47 PM.jpeg

La calle es el hogar que conocen, deambulan de un lado a otro, y con suerte consiguen un lugar “a salvo” para dormir, y se quedan en alguna cuadra o manzana que es donde vuelven a dormir.
Pocas veces llegan a viejos, con una calidad de vida bastante achacada; sin embargo, es uno de los perros más fiel. Si te ve en la vereda, te va a hacer compañía o te va a acompañar en el tramo que vas caminando a la parada del colectivo o a comprar… y te espera, por si “liga” algo.

A veces tienen la suerte de tener gente que les tira sobras o les dan de comer periódicamente, y cuando son aceptados en la zona que eligen pasan a ser “de todos”, de un colectivo de personas que lo cuida y se preocupa de verlo todos los días.

Cuando se ganan el cariño, pasan a tener muchos nombres, para algunos es el Manchi, para otros el Negro o el Gordo. Él te responde a todos los nombres, y se alegra cuando te animas a darle una caricia.

También suelen tener su carácter, la vida los ha castigado y solo saben de sobrevivir, no vivir. Se han hecho territoriales y muchas veces a la defensiva, más cuando son viejos y si se sienten amenazados. Debemos tener la paciencia y la empatía para entender esto; si han sido corridos a escobazos y patadas de distintos lugares, les han ido generando desconfianza.

Ellos son los mejores guardianes de la zona y ante cualquier evento están, y necesita de los cuidados propios de un ser sintiente. Por eso es que te pedimos que te solidarices con el comunitario de tu zona.

  • Cuando salgas, dale algo bueno de comer (no sobras de comidas que puedan resultarle pesadas como salsa, papa fritas o chocolates),
  • pone un tachito con agua limpia que podes controlar a diario en un lugar que no moleste, y si podes fíjate que tenga reparo para dormir más con el frio (una manta, una caja) o si te animas, mejor aún, con un gran corazón se pueden turnar los vecinos para que por lo menos entre a dormir.
  • Si le vas a poner un chalequito en invierno controla que no se apelmace o se moje y no sea contraproducente.
  • Trata de esterilizarlo que de vez en cuando lo vea un vete (entre vecinos se puede colaborar)
  • Dale mimos, no le seas indiferente y ayúdalo a buscar una familia o que tenga una vida lo más digna posible.

WhatsApp Image 2020-05-14 at 12.40.53 PM.jpeg

Podemos comenzar tomando conciencia, de que este perro depende de todos y si está ahí es parte de nuestras faltas como sociedad. Te invitamos a reflexionar, todos podemos ser parte de la solución por más que no hayamos generado el problema.

Y vos? Nos contás a cual conoces?. Ahora lo vas a ayudar?

WhatsApp Image 2020-05-14 at 12.40.52 PM.jpeg

(en esta nota te mostramos a TOM un comunitario, viejito que ya no aguanta mas la vida en la calle)

Posted in Maltrato animal on May 14, 2020